La Gestión de la Cadena de Suministro (SCM): qué es, sus ventajas y diferencias


 

SabíaCadena-de-gestión-de-suministros tú, que cualquier producto que compremos ha tenido que realizar un largo recorrido hasta poder llegar a nuestras manos …, pues sí, y es a éste proceso que se lo conoce como Gestión de Cadena de Suministro o SCM (en inglés, Supply Chain Management). Se trata pues de una cadena formada por distintos eslabones que van desde la compra de materias primas hasta el suministro, desde la fabricación del producto hasta el mantenimiento, y desde el transporte hasta su entrega al cliente final.

Pero, antes de ver cómo optimizar la gestión de la cadena de suministro y las ventajas que supondrá para tu empresa, es necesario hacer una introducción y definir en qué consiste propiamente.

¿Qué es la SCM o Gestión de la Cadena de Suministro?

Según la definición del Council of Supply Chain Management Professionals (CSCMP) una “cadena de suministro” se refiere a los diferentes eslabones que se suceden en una compañía, y que van desde las materias primas no procesadas hasta los productos terminados que llegan al consumidor final.

De este modo, la SCM no es más que, el ciclo de vida de un producto o servicio, desde que se concibe hasta que se consume. Un subsistema dentro de la propia organización que cubre la planificación de las actividades de: suministro, fabricación y distribución de los productos. En definitiva, la cadena de suministro engloba la oferta y la demanda, dentro y fuera de la empresa.

Esta secuencia está formada por diversos eslabones o procesos (compras, suministro, fabricación, mantenimiento, transporte…) en la que participan diferentes actores como proveedores, fabricantes, distribuidores, mayoristas, minoristas y clientes o consumidores finales.

Todos ellos trabajan de una manera conjunta para que podamos disfrutar de un determinado producto o servicio.

Para todo esto, se han diferenciado 3 grandes fases de primer nivel en la Gestión de la Cadena de Suministro, las cuales son:

FASES-SCM

Suministro.- Cómo y de dónde obtenemos las materias primas

Fabricación.- Convertir dichas materias primas en productos terminados.

Distribución.- Traslado del producto final hasta los comercios, minoristas y lugares de venta para que pueda ser adquirido por el consumidor final.

Así, la Cadena de Suministro está presente en cada fase del proceso de un producto o servicio, englobando todas las actividades de gestión y logística. Lo que para unos puede ser el producto final, para otros puede ser el producto intermedio o incluso la materia prima.

 

¿Es lo mismo Logística que SMC?

No, porque aunque son muchos los que vinculan la Cadena de Gestión de Suministro con el concepto de logística, realmente existen diferencias entre ambos.

Según el CSCMP, la logística implica el planteamiento y el control de todas las actividades relacionas con el suministro, fabricación y distribución de los bienes y servicios de una compañía; por su parte, la SMC es la cadena que va uniendo a cualquier empresa desde la adquisición de las materias primas hasta la entrega del producto terminado.

 

¿Por qué es importante una buena gestión de la cadena de suministro?

Porque de lograr implementar una eficaz gestión de la cadena de suministro en tu compañía, se podrán conseguir grandes beneficios, entre los cuales podemos detallar como principales los siguientes:

Fidelidad de los clientes.- Gracias a la eficiencia en los procesos productivos, la atención al cliente, la mejora en aspectos como el tiempo de entrega y las condiciones de compra, hace que los clientes tengan en mente la marca cuando piensen en estos determinados productos. Porque si la experiencia de compra es satisfactoria, repetirán.

Mejor control.- Al estar definido todo el proceso, podemos saber en tiempo real y en todo momento en qué eslabón de la cadena se encuentra el producto. Esto permite mayor control y seguimiento de las fechas de entradas de suministros, producción, fechas de distribución etc.

Reducción.- De pequeños conflictos o problemas cotidianos.

Más rentabilidad.- Se reducen todos los costes operativos de la cadena de suministro entre un 20-30%.

Mejora la competitividad.- Lo que permite llegar a nuevos mercados.

Liderazgo.- Una buena implementación de la cadena de suministro además de conllevar buenos resultados para una organización, también hará que despuntes en el mercado como una compañía líder. Los clientes también juegan un papel decisivo, si ellos te eligen acabarán convirtiéndote en un referente.

Mayor unidad en el equipo.- Cada actor de la cadena sabe cuáles son sus funciones, cuándo debe llevarlas a cabo y la importancia de trabajar en equipo. Funcionan como una verdadera cadena en la que cada pieza es clave para lograr que el producto llegue en las mejores condiciones a los clientes finales.

 

Espero que estos gestion-de-la-cadena-de-suministro-scm-2.0conceptos puedan ser de gran valor y aporte para cada uno de vosotros, ya que, desde el primer día, hasta el último de nuestra preparación profesional, seguirán estando sobre la mesa de estudio e incidiendo en cada una de nuestras decisiones.

 

Luis Soto

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s