¿Industria europea vs políticas medioambientales?


Visto los últimos acontecimientos sucedidos en España, estamos frente a un éxodo de la industria española y europea.

Los acontecimientos a los que hago referencia son el cierre de Nissan y Alcoa.

El cierre de Nissan se venía barajando desde hacía 4 o 5 años porque las ventas globales de Nissan y no sólo de Nissan vienen cayendo porque todos los países del mundo, pero muy en especial la Unión Europea han emprendido una política deliberada de desincentivar el uso del automóvil y en concreto el uso del automóvil con motor de combustión. Lo que se está potenciando es el transporte público, el transporte colectivo o los vehículos eléctricos o híbridos que por su elevado precio van simplemente orientados a un nicho, a un sector muy reducido del conjunto de la población. Por ejemplo, la Unión Europea obliga a las automovilísticas que vendan sus coches en Europa a que el conjunto de todos los vehículos que vendan en suelo europeo tenga una media de emisiones de 95 gramos de CO2 por kilómetro.

Es decir, si una marca vende en Europa muchos coches diésel o muchos coches de gasolina y la media de emisiones de los coches que ha vendido supera los 95 gramos por kilómetro recorrido, no le queda otro remedio que vender más coches eléctricos o más coches híbridos para bajar esa media y, si no vende más coches eléctricos o híbridos porque simplemente no hay demanda para ellos entonces no puede vender más coches gasolina o de diesel en suelo europeo.

La política comunitaria que obviamente tiene como propósito forzar a las automovilísticas a que desarrollen mejores y más baratos coches híbridos y coches eléctricos puede gustarnos más o menos pero no se puede negar sus consecuencias a corto plazo, la caída de ventas de vehículos a motor de combustión debido a la normativa de los 95 gramos. Si no se venden coches eléctricos, no se venderán coches a combustión.

Es evidente que, si la demanda global desciende, la producción de los vehículos descenderá y este es el principal motivo que alega Nissan para proceder al cierre de la planta de Barcelona. La planta de Barcelona estaba operando al 30% de su capacidad

De hecho, el cierre de la planta de Nissan forma parte de una reestructuración estratégica del grupo Nissan Renault por el cual Nissan se va a enfocar en los mercados asiáticos con el deseo de desarrollar coches de alta gama que puedan comercializarse en China o en Japón mientras que Renault se quiere focalizar con coches más reducidos y baratos en el mercado europeo.

 En cualquier caso, tanto Nissan como Renault saben que van a vender muchísimo menos y que tienen por tanto que redimensionar y reestructurar sus plantas para ajustarse a la nueva realidad del mercado.

Respecto a Alcoa, es una empresa que produce aluminio, el aluminio se produce con un uso muy intensivo de electricidad. En este caso, nos plantamos en un problema similar. En prácticamente cualquier país europeo exceptuando Francia y Dinamarca, existe un impuesto exagerado sobre la electricidad debido a la política medioambiental de la unión europea. No obstante, se está llegando al umbral de rentabilidad con las energías renovables, pero en el pasado, la infraestructura era tremendamente ineficiente. Por otro lado, en Europa, se establecen las subastas de emisiones de CO2. En los últimos años, la comisión europea ha reducido la cantidad de las licencias reduciendo la oferta para desincentivar las emisiones, por ende, estas licencias aumentan de precio. En conclusión, este tipo de medidas repercute en las empresas que utilicen mucha energía.

Lo que tienen en común el desmantelamiento de ambas industrias es la política europea medioambiental dirigida a desincentivar aquellas industrias que directa o indirectamente generan CO2.

Este post no es una crítica a la política medioambiental, sino una explicación de las consecuencias. En un entorno de incertidumbre y de fuga de ciertas industrias, estamos frente a un problema que personas con nuestros conocimientos deberán hacer frente para resolver problemas logísticos y medioambientales con el fin de hacer rentables a las empresas en las que trabajemos reduciendo el impacto ambiental.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s