Cuatro consejos para la prevención del robo de carga


Aunque Memorial Day puede significar un fin de semana de tres días para la mayoría, es también el momento perfecto para que los ladrones roban la carga. La solución ideal sería la de no dejar desatendida la carga durante el fin de semana largo, se recomienda los siguientes consejos para un enfoque por capas a los envíos protectores.

1. La educación de los conductores y el personal es un primer paso crítico. Asegúrese de que son conscientes de las amenazas relacionadas con el robo de carga y entender el viejo dicho, “Cargo en reposo es de carga en situación de riesgo.” Una mayor conciencia puede promover una mayor participación de sus conductores y el personal.

2. Siempre que sea posible, las cargas de etapa en los patios de la empresa de seguridad. De acuerdo con Sensitech, el 71% de los robos de carga reportados ocurren en áreas de estacionamiento sin garantía. Este número tiende a aumentar con el fin de semana de vacaciones largas.

3. Utilice todo el equipo disponible para asegurar remolques mientras se llevaron a cabo, incluyendo una combinación de tren de aterrizaje o cerraduras King Pin y cerraduras de las puertas traseras, así como cerraduras del manguito de aire si el remolque está casada con el tractor.

4. Considere la instalación de sistemas de seguimiento encubiertas en todos los envíos y controlar cuidadosamente la ubicación de las cargas de izquierda realizaron el fin de semana. La mayoría de los dispositivos de seguimiento le permitirá el envío de barreras geográficas y que le avise si se empieza a mover.

http://www.inboundlogistics.com/cms/article/four-tips-for-cargo-theft-prevention%20/

Toyota invertirá 35 millones de dólares en investigación e inteligencia artificial


La compañía colaborará con centros investigadores, universidades y otras empresas.

El Toyota Research Institute (TRI) invertirá 35 millones de dólares (32,8 millones de euros) en los próximos cuatro años para investigar, en colaboración con centros investigadores, universidades y empresas, sobre cómo acelerar el diseño y descubrimiento de nuevos materiales, valiéndose para ello de la inteligencia artificial.

Según ha informado en un comunicado, el programa estará destinado a revolucionar la ciencia de materiales e identificar nuevos materiales avanzados para baterías y catalizadores de pilas de combustible que puedan impulsar los vehículos del futuro, sin emisiones y con un balance neutro de carbono.De esta manera, la investigación combinará el modelado de materiales computacional avanzado con nuevas fuentes de datos experimentales, el aprendizaje automático y la inteligencia artificial en un intento por reducir el tiempo necesario para desarrollar nuevos materiales.

Los proyectos en los que colaborará el TRI estarán centrados en el desarrollo de nuevos modelos y materiales para baterías y pilas de combustible, programas más extensos para explorar nuevos usos del aprendizaje automático, la inteligencia artificial y la informática de materiales y nuevos sistemas automatizados de descubrimiento de materiales que integren simulación, aprendizaje automático, inteligencia artificial o robótica.

http://www.expansion.com/economia-digital/companias/2017/04/03/58e27d46e5fdea84528b45b4.html?intcmp=NOT003&s_kw=toyota_invertira_35_millones_de_dolares_en_investigacion_e_inteligencia_artificial

La fuerza comercial de la trazabilidad.


La Real Academia de la Lengua (RAE) define la trazabilidad, en una de sus acepciones, como la “posibilidad de identificar el origen y las diferentes etapas de un proceso de producción y distribución de bienes de consumo”. Es decir, rastrear un producto desde el momento de seleccionar las materias primas que lo constituyen hasta llegar al cliente final, incluyendo a la logística.  No obstante, un concepto que empezó aplicándose sólo a productos, especialmente en la industria agroalimentaria, hoy se ha hecho extensible a numerosas áreas de la economía y al sector servicios.

Normalmente se habla de tres tipos de trazabilidad: la ascendente o la que mira hacia atrás, que pone el foco en la materia prima o los proveedores; la interna, que atiende a los procesos dentro de la empresa, y la descendente o hacia adelante, que hace un seguimiento de los productos ya circulantes en cuanto a destinos y clientes.

El concepto de trazabilidad empezó a aplicarse originalmente y de manera taxativa en la industria agroalimentaria en 2005, para todas las partes de la cadena. Sin embargo, el concepto de trazabilidad pronto empezó a ser asimilado por otros modelos de negocio como valor añadido.

El sector agroalimentario

En España están empezando a proliferar empresas de distribución de productos alimenticios bajo la premisa de comercio responsable, sostenible y colaborativo, algo que solo garantiza la trazabilidad. Ligadas a la producción local y a cánones saludables. El proyecto de Mercatrace, startup que nace con el compromiso de “ayudar a todas las empresas del sector agroalimentario a aplicar correctamente la trazabilidad alimentaria”. Sin inversiones iniciales, para que todos los actores, grandes y pequeños, puedan utilizar la plataforma, la empresa ha organizado una campaña de crowdimpacting a través de La Bolsa Social para obtener fondos y lograr lo que se han propuesto: “convertirse en la plataforma de trazabilidad universal de referencia”.

La industria textil

En este ámbito, puede que la más conocida en España tras sus múltiples apariciones en los medios de comunicación.  Esto ha revolucionado la industria de la moda con un sistema abierto y escalable que se implementa en cada fase de la cadena de valor para fomentar la sostenibilidad de la producción textil y de su consumo a un coste asequible.

Cómo la tecnología Blockchain puede mantener la seguridad de los alimentos


Blockchain ofrece la oportunidad de reestablecer la confianza en todos los integrantes de la cadena de suministros y en los propios productores, al ofrecer un sistema transparente y rastreable.

El escándalo de carne de caballo europeo en 2013 envió una señal a toda la industria alimentaria, poniendo en duda lo que estamos comiendo y de dónde vino esa comida. Ahora, utilizando tecnología Blockchain, las empresas de la industria alimentaria están abordando este problema y tratando de mejorar la confianza de los consumidores al garantizar la autenticidad en el recorrido que hacen los alimentos.

Propuestas

Con oficinas en Edimburgo, Belfast y San Francisco, Arc-net se formó a raíz del escándalo. La plataforma está diseñada para ofrecer confianza, a organizaciones y al público, en una cadena de suministro global, donde los productores tienen control total de su marca y negocio. A través del establecimiento de relaciones más fuertes con los integrantes de la cadena de suministro, las organizaciones pueden recibir la información correcta que necesitan, asegurando que los productos alimenticios son 100% auténticos y rastreables.

A través de su inmutable historial de datos, Blockchain ofrece apertura y transparencia, desde la creación hasta el consumo.

Ese marcador digital puede entonces ser cruzado con el registro Blockchain para garantizar la autenticidad del producto a lo largo de su ciclo de vida. El proceso permite a los productores crear una “cadena de custodia”.

Una vez que el alimento cae en la estantería de un minorista, los consumidores pueden escanear un código QR en el paquete del producto con sus teléfonos móviles para recibir información de seguridad sobre el producto en cuestión, incluyendo detalles sobre lo que está en el paquete y su origen. Dijo Crossey:

Tecnología en la logística: tendencias más relevantes


Cuando en la actualidad se habla de tecnología en la Logística o en la Cadena de Suministro se trata, fundamentalmente, de Tecnologías de la Información y Comunicación (TICs).

Sistemas RFID: Un ejemplo de tecnología logística

Los Sistemas RFID llevan funcionando en el ámbito logístico desde hace más de 10 años y aun hoy en día su tecnología y beneficios para la cadena de suministro no están suficientemente bien aprovechados.

La tecnología RFID se utiliza para la identificación de objetos, personas y animales, y el sistema que se apoya en esta tecnología se define a su vez como un procedimiento de identificación automática sin contacto físico, más un subsistema de captura de datos.

Su funcionamiento, a grandes rasgos y sin entrar en detalle, es relativamente sencillo. Cada producto o unidad logística estandarizada (palet) lleva adherido al mismo una tarjeta/etiqueta inteligente (tag), inteligente porque soporta la información relevante del producto a tener en cuenta en su periplo por la cadena de suministro.

  • Tarjeta/Etiqueta (Tag)

  • Lector (Reader)

  • Antena del Lector (Reader antenna, bobina)

  • Controlador (Controller)

  • Sensor/Actuador/Indicador (Sensor/Actuator/Annunciator)

  • Software System.

Tecnología hardware y software para que el sistema RFID funcione

El lector usa transmisión por radio para enviar petición de información mediante la emisión de una onda electromagnética a través de su antena y con destino al tag del producto.Es decir, existe una íntima relación entre la tecnología hardware y software para que el sistema RFID funcione correctamente y sea útil.

Logística reversa y tendencia global


Habitualmente, el pallet se consideraba una complicación a la hora de hacer una logística reversa porque se perdían o volvían rotos. Esta situación también cambia con el ecopallet.

En efecto, se entrega a los usuarios en unidades de menor porte por la ventaja de entregarse arrollado, ocupando menos volumen o incorporando casi cinco veces más unidades por vehículo que su equivalente en madera.

Por otro lado, desde sus primeros usos para distribución de suministros durante la Segunda Guerra Mundial, el pallet se convirtió en uno de los aliados clave para las operaciones de comercio internacional.

 

Impacto del Internet de las Cosas en las cadenas de suministro


El aumento de la utilización de aparatos tecnológicos con acceso a internet ha dado lugar al concepto ‘El Internet de las cosas’ (IoT – Internet of Things). Bajo este concepto, poco a poco, han ido apareciendo dispositivos aplicables a las cadenas de suministro que permiten mejorarlas y hacerlas más seguras y eficientes.

El internet de las cosas (IoT) y el crecimiento exponencial que experimentará en los próximos años, transformarán por completo las empresas, los países, y abrirá el camino de lo que será una nueva era de crecimiento económico y competitividad, donde el trabajo en conjunto de personas, datos y dispositivos inteligentes, tendrán una repercusión de gran alcance sobre la productividad, el funcionamiento de las industrias y la eficiencia de las mismas.

Lo que en un principio aceptamos como una nueva forma de valorar la eficiencia operativa, se ha convertido en la más potente herramienta a la hora de buscar crecimiento en las oportunidades inesperadas. Un crecimiento que se enfoca en tres vertientes bien diferenciadas:

1. El aumento de los ingresos a través de una mayor producción y el desarrollo de nuevos modelos de negocio híbridos.

2. Potenciar la innovación a través de las tecnologías inteligentes.

3. Transformar la fuerza de trabajo.

La implementación de tecnologías inteligentes en las compañías no es algo nuevo, desde hace más de una década, infinidad de dispositivos y soluciones se han ido haciendo hueco en la industria. Algunos ejemplos de ello son los códigos de barras, sensores ambientales, RFID (identificación por radio frecuencia), GPS o los RTLS (sistemas de posicionamiento en tiempo real). Todos estos sistemas han contribuido a evitar o reducir problemas y realizar un seguimiento de los activos físicos.

Pero el internet de las cosas, va más allá, proporcionando una visibilidad instantánea de las cadenas de suministro, centros de distribución, puertos terrestres y marítimos, que contribuye a eliminar la ineficiencia en sectores como la industria, el transporte y el retail; entre muchos otros.La integración del IoT facilitará la automatización de todo el proceso de fabricación y mejorará la visibilidad de los productos a lo largo de toda la cadena de suministro.

El IoT, permitirá identificar, localizar o medir el estado de los activos, personas o transacciones de los negocios. Y esa visibilidad que ofrece se traduce en una mejora en la toma de decisiones, la posibilidad de aprovechar mejor los recursos y mejorar también el seguimiento; lo que a su vez permite mejorar la calidad de los productos mientras se reducen gastos operativos y se mejoran los plazos de entrega y el servicio al cliente.

Uno de los aspectos más preocupantes es la trazabilidad del producto en tránsito, ya que resulta muy complicado conocer el paradero exacto del producto en cada instante, desde que sale de la planta de fabricación, hasta que llega al minorista o al cliente final. A este respecto, por ejemplo, el IoT permitirá a través de la ubicación GPS conocer el posicionamiento y gracias a una nube, almacenar todos los datos del mismo, mejorará y simplificará el proceso.

Dejo a continuación los siguientes links referente al tema abordado como apoyo al mismo:

http://ignasisayol.com/es/impacto-del-internet-de-las-cosas-en-las-cadenas-de-suministro/

http://www.cadenadesuministro.es/noticias/el-internet-de-las-cosas-potenciara-la-gestion-de-la-cadena-de-suministro/

http://www.winshuttle.es/blog/como-el-internet-de-las-cosas-transformara-su-cadena-de-suministro/